Skip to main content
Seleccionar idioma:
01/14/2021

Grupos Demandan a la Administración Trump por Exclusión del Lobo Gris

Respuesta a la administración saliente que elimina las protecciones de la Ley de Especies en Peligro de Extinción del lobo gris

Contacto de Prensa

Robert Valencia, estratega de medios hispanos, rvalencia@earthjustice.org

San Francisco, CA

Seis grupos ambientalistas presentaron hoy una demanda contra la decisión de la administración Trump que eliminó las protecciones de la Ley de Especies en Peligro de Extinción para los lobos grises en los 48 estados contiguos, excepto para una pequeña población de lobos grises mexicanos en Arizona y Nuevo México. El Servicio de Pesca y Vida Silvestre de EE.UU. asumió este fallo a pesar de que la ciencia concluye que los lobos todavía están funcionalmente extintos en la gran mayoría de su anterior área de distribución alrededor del territorio continental de EE.UU.

Earthjustice presentó la demanda en nombre de Defenders of Wildlife, Center for Biological Diversity, Sierra Club, National Parks Conservation Association, Oregon Wild y Humane Society of the United States.

“Este no es un momento que se catalogue como una 'misión cumplida' para la recuperación de los lobos”, dijo Kristen Boyles, abogada de Earthjustice. “Los lobos recién están comenzando a hacerse a un lugar como el norte de California y el noroeste del Pacífico, y los lobos necesitan protección federal para explorar el hábitat en las Montañas Rocosas del Sur y el noreste. Esta decisión de exclusión de la lista es lo que sucede cuando la mala ciencia impulsa una mala política”.

Nicholas Arrivo, abogado gerente del Humane Society, dijo: “La exclusión de la lista que hemos impugnado hoy representa el último capítulo de la triste saga del incumplimiento del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de su deber de proteger y garantizar la recuperación de lobos bajo la Ley de Especies en Peligro de Extinción. Confiamos en que el tribunal anulará esta decisión ilegal y restablecerá las protecciones federales necesarias para dar a los lobos estadounidenses una oportunidad genuina de recuperación”.

“La eliminación de las protecciones para los lobos grises en los 48 estados continentales, antes de que se recuperen por completo y en medio de una crisis de extinción de vida silvestre, se basó en la política y no en la ciencia”, dijo Bonnie Rice, representante de la campaña de especies en peligro del Sierra Club. “Los lobos grises siguen desaparecidos en enormes áreas del país. Sin la protección de especies en peligro de extinción, los lobos que apenas comienzan a regresar a lugares como California y el noroeste del Pacífico serán extremadamente vulnerables. Los lobos son fundamentales para mantener el equilibrio de los sistemas naturales y estamos comprometidos a luchar por su recuperación total”.

“Esperamos que esta demanda finalmente ubique al lobo en el camino hacia la verdadera recuperación”, dijo Collette Adkins, directora de conservación de carnívoros en el Center for Biological Diversity. “Restaurar las protecciones federales permitiría una mayor recuperación en lugares como California, que ahora es el hogar de una sola manada de lobos. Sin ese apoyo federal, el futuro de los lobos grises está en manos de los gobiernos estatales, muchos de los cuales, como Utah y Dakota del Sur, se oponen a la recuperación de los lobos”.

“La decisión del Servicio de Pesca y Vida Silvestre de eliminar la protección de los lobos grises en los 48 estados inferiores amenaza a las poblaciones que recién comienzan a regresar a los parques nacionales”, dijo Bart Melton, Director del Programa de Vida Silvestre del National Parks Conservation Association. “Después de décadas de ausencia, los lobos grises están comenzando a volver a habitar los paisajes de los parques en Oregon, Washington, California y Colorado. Sin embargo, estas poblaciones están lejos de recuperarse. En lugar de trabajar junto a las comunidades para apoyar el regreso de los lobos, la administración dijo ilegalmente que su recuperación era ‘suficientemente buena’ y eliminó las protecciones bajo la Ley de Especies en Peligro de Extinción. Esperamos que la corte restablezca estas protecciones”.

“Es demasiado prematuro declarar la recuperación de los lobos y quitarles las protecciones en los dos tercios occidentales de Oregon”, dijo Danielle Moser, coordinadora del programa de vida silvestre de Oregon Wild. “Eliminar a los lobos de la lista de especies en peligro de extinción entregaría su manejo por completo al asediado Departamento de Pesca y Vida Silvestre de Oregón, que continúa presionando por la caza y captura de la ya frágil población de lobos del estado”.

CONTEXTO:

La recuperación del lobo gris en los Estados Unidos debería ser una historia de éxito en la conservación estadounidense. Una vez encontrados en todo el país, los lobos grises fueron cazados, atrapados y envenenados durante décadas. En 1967 había menos de mil lobos en una parte aislada del medio oeste superior. El Servicio de Pesca y Vida Silvestre de los Estados Unidos protegió a los lobos grises bajo la Ley de Especies en Peligro de Extinción en 1978. Hoy en día, hay poblaciones de lobos en recuperación en Minnesota, Wisconsin, Wyoming, Montana e Idaho, y los lobos han comenzado a habitar Washington, Oregon y California. Entre tanto, el hábitat de lobos no reclamado permanece en estados como Maine, Colorado y Utah.

El año pasado, 1,8 millones de estadounidenses enviaron comentarios en contra de la exclusión de la lista. Además, 86 miembros del Congreso (tanto en la Cámara como en el Senado), 100 científicos, 230 empresas, la Dra. Jane Goodall del Instituto Jane Goodall y 367 profesionales veterinarios emitieron cartas oponiéndose al plan de exclusión de los lobos. Incluso las revisiones científicas por pares encargadas por el propio Servicio de Pesca y Vida Silvestre encontraron que la propuesta de la agencia ignoraba la ciencia y parecía surgir o una conclusión predeterminada, con un apoyo científico inadecuado.

Sobre Earthjustice

Es la organización de derecho ambiental sin fines de lucro más importante del país. Desde nuestra fundación en 1971, nuestro litigio ha enfrentado a empresas con criminales niveles de contaminación y a instituciones gubernamentales, logrando un gran número de protecciones básicas para las personas y el planeta.